Sin stock

CHLORELLA ORGANICA x 100 comp.

$450,00

Descripción del producto

Marca: HG LABORATORIOS

Procedencia: Argentina

Convencional/Agroecológico/ORGÁNICO

Características generales.

Nutricionalmente las microalgas Chlorella constituyen uno de los alimentos más ricos en proteínas (60%), beta-caroteno (pro-vitamina A), y los ácidos nucleicos (ARN y ADN), y contiene más clorofila que cualquier otro alimento de la naturaleza (2 g por cada 100 g), más de 10 veces la concentración contenida en la alfalfa.

Dada su composición, esta microalga presenta características únicas en su tipo:

  • Sus proteínas ricas en aminoácidos esenciales y grasas poliinsaturadas se asimilan casi inmediatamente, ya que su conformación permite maximizar su biodisponibilidad. De esta manera, las personas que la consumen a menudo se sienten con más energía por la excelente fuente nutricional.
  • Mejora la capacidad del sistema inmunológico, dado en parte por su aporte de antioxidantes, vitaminas y polisacáridos ácidos.
  • Permite la eliminación de toxinas ambientales limpiando el cuerpo, debido a la su capacidad de quelación de metales pesados (mercurio, plomo, arsénico, cadmio, etc.) y sustancias orgánicas como residuos de radiación, pesticidas, herbicidas, y demás agroquímicos. Fenómeno conocido como bioremediación y favorecido principalmente por las fibras de celulosa que componen su pared celular.
  • Proveen un efecto antienvejecimiento (antiaging) comprobado por disponer de una fracción rica en ácidos nucleicos que le brindan al organismo los precursores de la síntesis y reparación del material genético celular.
  • Su balance nutricional, sumado al aporte de antioxidantes y ácidos grasos mono y poliinsaturados (omega 3, 6 y 9), permiten reducir la generación de inflamaciones articulares y de diversos tejidos, comúnmente ocasionadas por deficiencias nutricionales en la dieta.
  • Su contenido de fibras brinda un efecto prebiótico, favoreciendo la generación de la flora intestinal positiva (bifidobacterias) y contribuyendo a regularizar el tránsito intestinal.

 

El perfil nutricional de chlorella es impresionante. Presenta en importantes cantidades la totalidad de la vitaminas de grupo B (B1, B2, B3, ácido pantoténico o B5, B6, ácido fólico o B9, B12), vitamina C, vitamina E, biotina (o vitamina H), ácido para-aminobenzoico (PABA), e inositol. 
Cien gramos de Chlorella contienen más de 125 microgramos de vitamina B12, más de 55.000 IU de vitamina A, más de 21 mg de Vitamina C, junto con 221 mg de calcio, 315 mg de magnesio, 130 mg de hierro, 71 mg de zinc y 989 mg de fósforo.

Además, la chlorella contiene más del 55 por ciento de proteínas que las cuales contienen la totalidad de los aminoácidos esenciales y gran parte de los no esenciales (19 en total), un porcentaje mucho más alto que cualquiera otro alimento como la soja o de arroz, y comparable con el de las microalgas Spirulina.

La clorofila presente en la Chlorella (2%) ha sido estudiada como un componente muy eficaz en la desintoxicación del hígado y la circulación sanguínea, como así también en la limpieza del intestino y la alimentación de la flora intestinal benéfica. En países como Taiwán y Japón, la Chlorella se ha utilizado en numerosos casos de envenenamiento por arsénico, debido a su capacidad de a su capacidad de absorción de metales pesados. El hierro se absorbe más fácilmente desde el intestino en presencia de la clorofila, ya que químicamente ésta puede catalogarse como el homólogo vegetal de la hemoglobina (proteína trasportadora de gases en la sangre). Otros nutrientes como la vitamina C, el ácido fólico y la vitamina B12 (también presentes en la Chlorella) resultan ser claves para la correcta absorción del hierro y asimilación por el cuerpo.

Su consumo debe contemplarse en el marco de un régimen nutricional equilibrado, siendo de absoluta importancia que toda dieta sea apropiada en cuanto al consumo proteínas y aminoácidos, vitaminas, minerales, ácidos omega, oligoelementos y enzimas, entre otros nutrientes. Es por esto que la suplementación con Chlorella, en todos los casos ha sido mucho más eficiente en la prevención de enfermedades relacionadas al envejecimiento que una simple dieta rica en ADN o ARN brindada por el consumo excesivo de alimentos fuente.